Crónica de una vida marcada por días repletos de lucha y solidaridad

Por Revista Veintitres

LECTORES@VEINTITRES.COM

¦

Edición actualizada de una biografía sobre Margarita Barrientos

Para escribir "Margarita Barrientos. Una crónica sobre la pobreza, el poder y la solidaridad", la periodista y escritora Luciana Mantero pasó dos años, varios días por semana, deambulando por Los Piletones. Durante ese tiempo, hizo más de cien entrevistas y viajó junto a Margarita y a su marido Isidro Antúnez (fallecido en abril pasado por problemas de salud) a "El 25", el paraje santiagueño donde nació la líder social. El libro cuenta ahora con una nueva edición revisada y actualizada, con prólogo de la propia protagonista.

Mantero también es autora de “El deseo más grande del mundo. Testimonios de mujeres que quieren ser madres”

Desde su lugar de testigo privilegiada, Mantero relata la historia de esta mujer que dejó huella. "Una tarde en que conversamos en un rincón del Comedor, nos interrumpe un hombre de unos 55 o 60 años, la ropa un tanto andrajosa, la piel curtida y una barba blanca y larga. Se acerca a pedir mercadería. Se saludan afectuosamente y Margarita me lo presenta como Don Santo. Se conocieron con Isidro a fines de los ´80, en la quema, revolviendo la basura. Margarita le llevaba comida a su marido todas las noches y siempre preparaba de más, para que comiera algún otro", dice en uno de los pasajes.

Y en otro describe: "A las 9 de la mañana, baja Margarita. Está vestida con una camisa estampada de mangas cortas y un pantalón negro. Da los buenos días, hace una recorrida por la cocina, por el jardín y esquiva los baldazos de agua que las ´encargadas de patio´ arrojan con énfasis en el piso de baldosas grises. Suele caminar pausado. Tiene el pelo negro y largo hasta mitad de la espalda, salteado con alguna cana aquí y otra allá, los cachetes regordetes y rojizos y el cuerpo robusto. Mide alrededor de 1,65 metros, sus ojos son negros, su tez morocha y su piel está reseca y es algo áspera. Sonríe a menudo, muy seguido, con una sonrisa entre pícara y dulce. Esa sonrisa es su principal arma de seducción. Después, se sienta a tomar mate en un rincón del Comedor y comienza a dar directivas sobre la comida del almuerzo al ejército de colaboradoras que la atiende con devoción" (...).

Mantero también es autora de "El deseo más grande del mundo. Testimonios de mujeres que quieren ser madres" (Paidós), libro en el que cuenta su experiencia y las de otras nueve mujeres en la búsqueda de una maternidad que no llega o se demora.