Un barco cargado con más de 4.000 autos eléctricos producidos por la gigafábrica en Shanghai del fabricante de automóviles estadounidense Tesla partió el domingo del puerto de la municipalidad china hacia Bélgica.

Se trata del segundo envío de exportación de automóviles Tesla desde la metrópoli desde cuando la fábrica reanudó la producción, el 19 de abril, y se produce cinco días después de que el primer lote de vehículos partiera hacia Eslovenia, según la aduana local.

Debido al último rebrote de COVID-19 en la ciudad, la planta de Tesla en Shanghai suspendió la producción durante más de 20 días.

La aduana shanghainesa afirmó que ha establecido un canal de comunicación con la firma estadounidense para coordinar los servicios de aduanas en línea y ayudar a acelerar la entrega de pedidos.

Durante los primeros cuatro meses de este año, la fábrica de Tesla en la urbe entregó más de 180.000 vehículos, más de 1,7 veces la cantidad del mismo período del año pasado, superando ya el total de 2020.

La gigafábrica de Tesla en Shanghai es la primera empresa de fabricación de automóviles de propiedad totalmente extranjera en China.

Fuente Xinhua