En la cartelera argentina será un jueves racional: cinco estrenos nada más, con tres películas para gran público y dos filmes nacionales. La más destacada -y con mayores posibilidades comerciales, dicho sea de paso, aunque es seguro que el primer lugar en la taquilla lo seguirá ocupando WIfi Ralph- es Spider-Man, un nuevo universo, una película de animación sumamente original que combina el 3D realista, la caricatura, el dibujo tradicional y el relato de superhéroes intepretado con humor en un entorno casi experimental. Quizás desconcierte un poco al público más infantil, pero es de lo más interesante que ha dado el cine masivo en el último año, bastante diferente de lo que suele ser el género y definitivamente alejada de lo meramente "infantil".

Máquinas mortales es una película épica basada en exitosos libros de fantasía y producida por Peter Jackson. En un mundo casi sin recursos, las ciudades "se trasladan" literalmente y las más fuertes "devoran" a las más débiles. En ese entorno se desarrolla una historia épica que no fue demasiado bien saludada por la crítica estadounidense pero que no carece de valores visuales importantes. También es posible que ingrese al top ten.

Seguro ingresará un nuevo largometraje de Dragon Ball, Broly. Básicamente porque siempre funcionan bien (aunque solo su primer fin de semana de exhibición). Si se tienen en cuenta estos títulos y lo que está funcionando en taquilla, parece que seguirá el buen enero.

A estas novedades se suman el largo argentino A oscuras, de Victoria Chaya Miranda, una ficción que aborda el abuso de mujeres y la trata, y la coproducción documental con Bolivia Días de circo, de Juan Ariel Soto Paz.