El pintor holandés Vincent Van Gogh, ausente del mercado francés de subastas durante más de dos décadas, vuelve a una puja en París el próximo 4 de junio con el cuadro "Raccommodeuses de filets dans le dunes", cuyo precio estimado está entre los 3 y los 5 millones de euros.

Según la casa de subastas Artcurial, que lo presentó ayer a la prensa, ese óleo de 1882 es "emblemático" de los principios del artista y contiene las premisas de la "revolución pictórica" que encarnaría su autor, uno de los máximos exponentes del postimpresionismo.

El director asociado del Departamento de Arte Moderno de Artcurial, Bruno Jaubert, explicó a EFE que aunque no es una obra "menor", pertenece a un periodo que hasta ahora ha estado lejos del foco del mercado. Su propietario, un coleccionista europeo privado cuyo nombre no fue desvelado, se lo había prestado al Museo Van Gogh de Ámsterdam en 2009.

La expectación ante su llegada a las subastas francesas deriva de las escasas obras del artista en el circuito internacional, apenas dos o tres al año, y del creciente interés por él de museos privados y fundaciones de creación reciente. Van Gogh (1853-1890) tenía 29 años cuando pintó ese paisaje holandés con remendadoras de redes, tomado cerca del mar del Norte, y hacía apenas dos que se había consagrado completamente a la pintura.

Ver más productos

San Francisco de Sales, en el recuerdo la iglesia católica.

La iglesia recuerda hoy a san Francisco de Sales

El presidente Alberto Fernández trabaja en distintas cuestiones.

La lista de candidatos a la embajada del Vaticano que prepara Alberto

Alberto y Francisco, un encuentro que no sorprende

Alberto y Francisco, un encuentro que no sorprende

Ver más productos