El cine de animación es un campo complicado. Por un lado, permite la más absoluta de las libertades. por otro, para ser económicamente viable, suele circunscribirse a ciertos pocos tipos de relatos y a sus propios lugares comunes. Esto sucede en especial cuando se trata de animación de franquicias o personajes conocidos. Pues bien, lo que hace que valga la pena ver Spider-Man: Un nuevo universo es que, sin perder de vista que se trata de un personaje con una mitología perfectamente delimitada, logra romper los lugares comunes formales del medio para crear cosas nuevas, casi experimentales, que enriquecen notablemente la experiencia. Aquí se trata también del cuento del adolescente que crece, aunque hay muchos "Spider" porque hay varios universos paralelos chocando. Lo que genera una multiplicidad de humor y de juego notable. Gran película, mucho más interesante con el correr de los días.

Título original: Spider-Man: Into the Spider-Verse, EE.UU., 2018. Duración: 116’. Dirección: Bob Persichetti, Rodney Rothman, Peter Ramsey. Voces originales: Shameik Moore, Mahershala Ali, Hailee Steinfeld, Nicolas Cage, Liev Schreiber. Apta para mayores de 13 años.