El encuentro ante el débil Levante dejó para el Barcelona otros hitos ya que el capitán Andrés Iniesta cumplió 650 partidos oficiales en el club y el uruguayo Luis Suárez se convirtió en el séptimo goleador histórico con 132 goles tras superar al camerunés Samuel Eto'o.