Iván Duque Márquez juró ayer como nuevo presidente de Colombia, y en su discurso de toma de posesión planteó "un pacto por el futuro del país respetando la legalidad", a la vez que planteó que "construir la paz requiere que derrotemos los carteles de la droga".

Duque llega con mayoría parlamentaria pero con una oposición ùencabezada por su rival en las elecciones, Gustavo Petroù fortalecida por un histórico caudal de votos para la izquierda y grupos políticos dispuestos a defender el acuerdo de paz con las FARC, al que Duque pretende hacer modificaciones.

El acto de asunción tuvo lugar en la Plaza de Bolívar en la capital del país. Asistieron varios mandatarios latinoamericanos, entre ellos Enrique Peña Nieto, de México; Mauricio Macri, de Argentina; Sebastián Piñera de Chile; Lenín Moreno, de Ecuador; Juan Carlos Varela; de Panamá; Carlos Alvarado, de Costa Rica; y Juan Orlando Hernández, de Honduras.

Duque, de 42 años, asume el poder como el presidente más joven de Colombia en la historia moderna, y centró su discurso en la defensa a la legalidad en un tono moderado e invitando a la unión, como lo hizo en campaña. "No más divisiones de izquierda y derecha: somos Colombia. No más falsas divisiones entre neoliberales y socialistas: somos Colombia. No más divisiones entre ismos: somos Colombia, dijo.

Anticipó que en su gobierno corregirá "fallas estructurales que se han hecho evidentes en la implementación" de los acuerdos de paz. "Las víctimas deben contar con que habrá reparación moral, material y económica por parte de sus victimarios y que no serán agredidas por la impunidad", recalcó, y aseveró que "creo en la desmovilización, el desarme y la reinserción de la base guerrillera".

"Ha llegado el momento de evitar que los grupos armados ilegales que secuestran y trafican drogas pretendan ganar beneficios mimetizando sus delitos con causas ideológicas", agregó. "Sencillamente debemos dejar claro que en adelante en nuestra Constitución el narcotráfico y el secuestro no son delitos conexos al delito político ni mecanismos legítimos para financiar y promover ninguna causa", enfatizó el presidente.

"Construir la paz requiere que derrotemos los carteles de la droga que amenazan distintos lugares del territorio", agregó.

Señaló asimismo que un proceso de paz creíble "debe cimentarse en el cese total de acciones criminales, con estricta supervisión internacional, y tiempos definidos".

Y destacó que reforzará la lucha contra la corrupción, endurecerá "las penas para los corruptos y les aplicaremos que no gocen de casa por cárcel ni reducción de penas, vamos a sancionar severamente a empresas, dueños y gestores que corrompan funcionarios".

Sobre política exterior, pero sin mencionarlos, Duque pareció aludir a Venezuela y Nicaragua al señalar que hará "respetar la Carta Democrática Interamericana, promoveremos la libertad de los pueblos de la región y denunciaremos en los foros multilaterales, con otros países, las dictaduras que pretenden doblegar a sus ciudadanos".

Ver más productos

Lo que todo el mundo busca

Lo que todo el mundo busca

¿Qué es sexteame?

¿Qué es sexteame?

Para fanáticos del Fútbol

Para fanáticos del Fútbol

La historia detrás del robo del siglo

La historia detrás del robo del siglo

Eva Duarte: toda la verdad

Eva Duarte: toda la verdad

Aprendé a usar tu inteligencia

Aprendé a usar tu inteligencia

La otra cara del peronismo: una historia apasionante

La otra cara del peronismo: una historia apasionante

Historia para Chicos

Historia para Chicos

La otra historia del peronismo

La otra historia del peronismo

Alberto Fernández: lo que nadie quiso contar

Alberto Fernández: lo que nadie quiso contar

Ver más productos