El diputado ultraderechista Jair Bolsonaro, que lidera los sondeos de intención de voto para las elecciones presidenciales del 7 de octubre en Brasil, prometió una reducción de impuestos y desregulación económica, como un mensaje a los mercados financieros y sectores del poder económico.

"Nuestro equipo económico trabaja en la reducción de la carga tributaria, en la desburocratización y en la desregulación", afirmó el candidato en un mensaje que publicó en Twitter desde el hospital en que está internado hace casi dos semanas tras haber sido acuchillado en un acto de campaña.

"Nuestro lema es: basta de impuestos. Somos y haremos diferente", agregó el diputado, que limitó su campaña a los mensajes que transmite por redes sociales, y que cuenta entre sus consejeros con varios economistas reconocidos por su ideología liberal.

El capitán de la reserva del Ejército admitió que domina poco los temas económicos y afirma que por ello cuenta con consejeros y especialistas a los que dará amplios poderes.

La reducción de impuestos y de las trabas burocráticas y reglamentarias son antiguas reivindicaciones de los empresarios en Brasil, por lo que los compromisos de Bolsonaro, según analistas brasileños, refuerzan el apoyo cada vez más creciente de los representantes del sector financiero.

De acuerdo con el analista André Perfeito, economista jefe de la consultora Spinelli, el mercado ya perdió las esperanzas de un triunfo electoral del socialdemócrata Geraldo Alckmin, exgobernador de Sao Paulo y que era considerado el preferido por el sector empresarial.

"La incapacidad de Alckmin de avanzar en las encuestas y la fuerza de Bolsonaro para reclutar el voto útil de la derecha hizo con que el mercado abandonase a su favorito y se inclinase hacia el segundo mejor", según el analista.

Para Perfeito, "no quedan dudas de que el mercado financiero acoge hoy con más entusiasmo al candidato del Partido Social Liberal aunque permanezcan las dudas sobre su capacidad para articular los acuerdos necesarios para poner en marcha las reformas que garantiza que hará".

Los sondeos indican que el ultraderechista, un defensor de la última dictadura militar en Brasil (1964-1985) y polémico por sus insistentes declaraciones machistas, homófobas y racistas, vencería la primera vuelta de las elecciones, con el 28 por ciento del favoritismo.

Según las encuestas, como no conseguirá más de la mitad de los votos, Bolsonaro tendrá que medirse en la segunda vuelta, el 28 de octubre, con el socialista Fernando Haddad, el sucesor del encarcelado expresidente Luiz Inácio Lula da Silva como candidato por el Partido de los Trabajadores (PT) y quien obtendría un 19 por ciento.

Ver más productos

Lo que todo el mundo busca

Lo que todo el mundo busca

¿Qué es sexteame?

¿Qué es sexteame?

Para fanáticos del Fútbol

Para fanáticos del Fútbol

La historia detrás del robo del siglo

La historia detrás del robo del siglo

Eva Duarte: toda la verdad

Eva Duarte: toda la verdad

Aprendé a usar tu inteligencia

Aprendé a usar tu inteligencia

La otra cara del peronismo: una historia apasionante

La otra cara del peronismo: una historia apasionante

Historia para Chicos

Historia para Chicos

La otra historia del peronismo

La otra historia del peronismo

Alberto Fernández: lo que nadie quiso contar

Alberto Fernández: lo que nadie quiso contar

Ver más productos