Las sanciones contra Rusia por su operación militar en Ucrania no traerán la paz, sino que conducirán a una crisis energética, alimentaria y financiera en el mundo, declaró este jueves el representante permanente adjunto de China ante la Organización de las Naciones Unidas (ONU), Dai Bing.

"Las sanciones no traerán la paz, sino que solo aumentarán los precios, desencadenarán crisis alimentaria, energética y financiera en todo el mundo", dijo Dai en una sesión del Consejo de Seguridad de la ONU​​​.

En este contexto, Pekín vuelve a instar a las partes a ser racionales, mostrar moderación, superar los prejuicios y hacer esfuerzos para resolver la crisis en Ucrania lo antes posible, agregó el diplomático.

Numerosos países condenaron la operación militar que Rusia lanzó el pasado 24 de febrero para "desmilitarizar" y "desnazificar" Ucrania y activaron varias baterías de sanciones individuales y sectoriales que buscan elevar el costo del conflicto para Moscú.

Por primera vez las restricciones incluyen la desconexión parcial de Rusia del sistema SWIFT, la congelación de sus reservas internacionales, el embargo sobre la importación de algunos agentes energéticos, así como el cierre del espacio aéreo, puertos y carreteras para transportistas rusos.

Según la base de datos Castellum.AI, Rusia es ahora el país más castigado por las sanciones, por delante de Irán, Siria, Corea del Norte y Venezuela. Desde mediados de febrero pasado se activaron más de 7.600 nuevas medidas restrictivas en relación con Rusia, en adición a las más de 2.750 que ya estaban en vigor.

Cientos de empresas anunciaron desde finales de febrero la decisión de suspender sus negocios en y con Rusia.

Fuente: Sputnik