El Papa Francisco expresó su desilusión por la falta de una respuesta favorable a la crisis en Venezuela, en una carta enviada a Nicolás Maduro.

En la carta de tres páginas, cuyo contenido fue publicado por el diario italiano "Corriere della Sera", el Sumo Pontífice responde solicitud que le hizo por escrito Maduro para mediar la crisis política y social que se vive en Venezuela.

En la misiva, dirigida al Excelentísimo señor Nicolás Maduro Moros, a Caracas; fechada el 7 de febrero de 2019 y con la firma del Papa, Jorge Bergoglio expresa su decepción por los fallidos intentos para "tratar de hallar una salida a la crisis venezolana".

"Desafortunadamente, todos fueron interrumpidos porque lo que se había acordado en las reuniones no fue seguido por gestos concretos para implementar los acuerdos", destacó el Sumo Pontífice. Y las palabras, agregó Francisco en su carta, parecían deslegitimar las buenas intenciones que se habían puesto por escrito.

El Papa reconoce al final de su carta que "le inquieta profundamente la situación y confía a Maduro que está preocupado por el sufrimiento del noble pueblo venezolano, que parece no tener fin".