La Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, pidió este jueves a todas las partes en Kazajistán que eviten la violencia y busquen una resolución pacífica de los reclamos.

"El derecho internacional es claro: las personas tienen derecho a la protesta pacífica y a la libertad de expresión. Al mismo tiempo, los manifestantes, sin importar cuán enojados o agraviados estén, no deben recurrir a la violencia contra los demás", dijo Bachelet en un comunicado.

Fuente: Sputnik