La Organización de las Naciones Unidas (ONU) calificó este martes de preocupante la situación de los periodistas en Haití, tras el asesinato de tres comunicadores en lo que va de año, y alentó a las autoridades a prevenir y castigar esos crímenes.

"En Haití, la cuestión de la seguridad de los periodistas sigue siendo preocupante​​​. En efecto, solo desde principios de año, tres profesionales de los medios de comunicación, Wilguens Louissaint, Amady John Wesley y Lazarre Maximilien, han sido asesinados en el ejercicio de su profesión", dijo el organismo mundial a través de su Oficina Integrada, a propósito de la conmemoración del Día de la Libertad de Prensa.

La ONU recordó que desde el 2000 al menos 16 periodistas fueron asesinados, pese al papel esencial que juegan en la sociedad por su responsabilidad de proporcionar buena información y permitir el debate libre y abierto sobre el estado de las cosas.

"En Haití, la inseguridad de los periodistas y la impunidad esperada pueden favorecer la violación de muchos derechos humanos, además de la libertad de expresión y la libertad de prensa, así como fomentar otras formas de criminalidad", añadió el organismo.

En este contexto, el primer ministro Ariel Henry afirmó estar comprometido con garantizar la libertad de prensa y reconoció los desafíos que enfrenta el gremio por el derecho a la información "a veces arriesgando su vida, en condiciones difíciles".

Pese a sus declaraciones, tres periodistas murieron bajo su gestión, uno de ellos aparentemente a manos de la Policía, y por el momento la investigación de sus casos parece estancada y las autoridades continúan sin ofrecer detalles.

Fuente: Sputnik