Un tribunal de apelación brasileño mantuvo la condena a 30 años y 9 meses de prisión por corrupción al ex ministro José Dirceu, una de las figuras más influyentes durante el gobierno de Luiz Inácio Lula da Silva.

La decisión fue tomada por unanimidad por seis magistrados del Tribunal Regional Federal de la Cuarta Región de Porto Alegre, que además determinaron la ejecución de la pena una vez agotados todos los recursos en esa corte.

Dirceu, quien fue ministro de la Presidencia entre 2003 y 2005 y presidente del Partido de los Trabajadores (PT), que fundó su líder máximo Lula, fue condenado en 2016 por el juez federal Sergio Moro a 20 años y 10 meses de prisión por los delitos de corrupción pasiva, lavado de dinero y asociación ilícita.

La pena fue ratificada y aumentada en septiembre del año pasado a 30 años y 9 meses de cárcel por el tribunal de Porto Alegre.

La causa se refiere a los supuestos sobornos que la Fiscalía cifra en 12 millones de reales (unos tres millones de dólares), que recibió Dirceu de parte de la constructora Engevix a cambio de favorecer a esta en contratos con Petrobras.

El ex ministro, que durante décadas fue el principal asesor y la mano derecha de Lula, llegó a estar preso de manera preventiva en agosto de 2015, pero la Corte Suprema le concedió un habeas corpus en mayo de 2017 y desde entonces responde en libertad condicional.

Dirceu ya fue condenado en otro proceso relacionado también con el caso Petrobras y también por el caso conocido como Mensalao, una red de corrupción que tuvo lugar durante el primer mandato de Lula a través de la cual se repartían sobornos periódicos a diputados para comprar apoyo político en el Congreso.

Ver más productos

Días en casa: aprendé astrología

Días en casa: aprendé astrología

Consejos para cuidarnos en tiempos de cuarentena

Consejos para cuidarnos en tiempos de cuarentena

En momentos de cuarentena la receta es aprender a cuidarnos

En momentos de cuarentena la receta es aprender a cuidarnos

La historia del robo del siglo

La historia del robo del siglo

Necesitamos un Ruido de Magia

Necesitamos un Ruido de Magia

Ser hincha es contagioso

Ser hincha es contagioso

Un relato de Academia

Un relato de Academia

Me gusta la guita y la necesito

Me gusta la guita y la necesito

Descubrí tu ADN Cósmico: una guía astrológica para saber nuestro destino

Descubrí tu ADN Cósmico: una guía astrológica para saber nuestro destino

Que las clases empiecen en casa

Que las clases empiecen en casa

Ver más productos