El viceministro de Exteriores ruso Serguéi Vershinin, al sostener este viernes una conversación telefónica con el vicesecretario general de la ONU Martin Griffiths, planteó la inadmisibilidad de que los civiles sean usados por Kiev como escudos humanos, comunicó la Cancillería.

"Vershinin subrayó especialmente el carácter destructivo de la actividad de las autoridades ucranianas que obstaculizan la salida de los civiles a zonas seguras por los corredores humanitarios que abrió la parte rusa​​​. Declaró que es inadmisible el uso de civiles pacíficos por las unidades militares que Kiev controla en calidad de escudo viviente ", dice el comunicado.

El presidente de Rusia, Vladímir Putin, anunció en la madrugada del 24 de febrero el lanzamiento de una "operación militar especial" en Ucrania y afirmó que su objetivo era proteger a personas que "a lo largo de ocho años sufren vejaciones y genocidio por parte del régimen de Kiev".

El líder ruso también dijo que se planea efectuar "la desmilitarización y la desnazificación " de Ucrania y enjuiciar a los que cometieron crímenes sangrientos contra la población de Donbás.

Según el Ministerio de Defensa ruso, los ataques militares no están dirigidos contra instalaciones civiles, sino que buscan inutilizar la infraestructura bélica efectuando disparos puntuales. Las tropas de las repúblicas populares de Donetsk y Lugansk desarrollan la ofensiva. Pero no se trata de ocupar Ucrania, subrayó Putin.

Fuente: Sputnik