El secretario de Defensa de Estados Unidos, James Mattis, autorizó mantener a soldados en la frontera con México hasta fines de enero, para que ayuden al personal del Departamento de Seguridad Interna a frenar el ingreso de las caravanas de inmigrantes, dijo Dana White, portavoz del Pentágono.

"Mattis aprobó una extensión del apoyo del Departamento de Defensa al Departamento de Seguridad Interna en la respuesta a la llegada de caravana de migrantes hasta el 31 de enero de 2019", indicó White en un texto divulgado a través de la red social Twitter.

El viernes último, el Departamento de Seguridad Interna solicitó al Pentágono que extendiera hasta enero el despliegue de tropas, las que actualmente se encuentran en varios puntos de la frontera con México.

El pedido original había sido fijado para el próximo 15 de diciembre.

El personal militar en servicio activo se desplegó en la frontera suroeste de EEUU en octubre para ayudar a la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza ante la llegada de caravanas de inmigrantes de América Central que buscan asilo en el país norteamericano.