Un hombre que el lunes detonó una bomba casera adosada a su cuerpo en un túnel de combinación del subte en la zona más turística de Nueva York fue acusado de varios delitos, tras un ataque que no causó el daño esperado pero dio letra al presidente Donald Trump para redoblar sus llamados a controlar la inmigración.

Akayed Ullah, un inmigrante de Bangladesh de 27 años que llegó al país en 2011 con una visa para familiares de ciudadanos estadounidenses, fue acusado de "apoyo a un acto de terrorismo, posesión ilegal de armas y amenazas terroristas", informó el Departamento de Policía de Nueva York en su cuenta de Twitter.

Horas después del estallido, que ocurrió en un corredor subterráneo que conecta dos de las estaciones más transitadas de Manhattan, Trump renovó su llamado a que los extranjeros sean sometidos a un escrutinio más severo cuando lleguen al país y a reducir la inmigración basada en los lazos familiares.

Ullah, residente en Brooklyn y que había trabajado como taxista en la ciudad, llevaba pegado a su cuerpo un explosivo "improvisado", y al detonarlo en un túnel que conecta la terminal de colectivos de la Autoridad del Puerto con el subte de la plaza de Times Square, se hirió a sí mismo de gravedad y levemente a otras tres personas.

"El autor del ataque ingresó al país a través de la inmigración en cadena por familia extendida, que es incompatible con nuestra seguridad nacional", dijo el presidente en un comunicado en el que volvió a pedir cambios en el sistema inmigratorio.

Más temprano, la vocera de la Casa Blanca, Sarah Huckabee Sanders, dijo que el Congreso "podría haber prevenido" el ataque, que ocurrió a hora pico de la mañana y que obligó a evacuar a cientos de pasajeros.

El gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, calificó el artefacto explosivo de "aparato de muy baja tecnología", y la policía dijo que todo indica que no funcionó correctamente.

Las autoridades dijeron que aún se desconocían las motivaciones de Ullah, quien fue detenido rápidamente e interrogado en el hospital donde permanece internado.