Sus acciones son de puro humo, pero en el impiadoso y desconfiado universo de Wall Street ningún operador de bolsa las descarta como opción a futuro. Cronos Group, una compañía canadiense con sede en Toronto, acaba de convertirse en el primer productor puro de marihuana que cotiza en el Nasdaq, el mercado favorito de las empresas de la nueva economía. El lanzamiento en Wall Street es una señal más para los inversores de que es un sector en el que el dinero puede funcionar.

El estreno se produjo la semana pasada en el mercado donde cotizan otras compañías que indirectamente están relacionadas con esta sustancia como GW Pharmaceutical, que desarrolla un tratamiento para la epilepsia. Lo hace en sintonía con gigantes como Apple, Microsoft o Starbucks. Cronos vende cannabis en Alemania para uso medicinal y está estableciendo plantas de producción en Australia e Israel, además de la madres patria. Estados Unidos es su próximo (y ambicioso) objetivo.

La compañía lleva en cualquier caso cotizando desde hace tres años en el mercado bursátil de Toronto. El Nasdaq, sin embargo, es un mercado con mucha más liquidez, al que acuden las empresas emergentes para dotarse de capital para financiar su crecimiento, y mucho más visible para captar inversores dispuestos a arriesga su dinero en esta nueva aventura de negocio pese a las reticencias de Donald Trump.

El proceso de legalización del consumo de marihuana se está haciendo de forma progresiva en los Estdos Unidos, estado por estado, respetuosos de su acendrado federalismo. En nueve territorios está autorizado para consumo recreativo y en 29 con fines médicos. Pero como sucede con los nuevos activos que salen al mercado, su primer día en el parqué estadounidense estuvo dominado por la volatilidad. Sus acciones cayeron un 2% en el estreno. Luego tomaron fuerza y cerró la semana con una apreciación de casi el 20%.

Otra de las compañías canadienses que cotiza en Toronto y que está dedicada directamente a la marihuana es Canopy Growth. La multinacional Constellation Brands, que controla entre otras marcas la cerveza Corona, pagó el año pasado 190 millones de dólares por hacerse con una participación en esta sociedad.

Mientras tanto, se espera que Canadá legalice el cannabis con uso recreativo para este verano boreal. El hecho de que el regulador bursátil de Estados Unidos otorgara autotización a la cotización de Cronos, es otra evidencia de que el estigma del cannabis se va erosionando con el tiempo.

Los analistas del banco de inversión Cowen & Co proyectan que el mercado de la marihuana moverá 50.000 millones de dólares en 2026, frente a los 6.000 millones en 2016. Y esto no es puro humo.

Ver más productos

La Iglesia recuerda a Santa Margarita de Escocia

La Iglesia recuerda a Santa Margarita de Escocia

Macri planea resolver la transición por decreto

Macri planea resolver la transición por decreto

El Vaticano contra “la manipulación de la religión”

El Vaticano contra “la manipulación de la religión”

Ver más productos