La ex presidenta Cristina Kirchner y su ex canciller Héctor Timerman apelaron ante la Cámara Federal de Casación Penal sus respectivos procesamientos con prisión preventiva, en el marco de la causa por presunto encubrimiento de Irán en la investigación del atentado a la AMIA. La abogada de ambos en este caso, Graciana Peñafort, presentó el pedido a raíz del fallo de la Sala II de la Cámara Federal, que había confirmado los procesamientos con prisión preventiva.

Timerman se encuentra con prisión domiciliaria por problemas de salud, en tanto que sobre la ex mandataria pesa un pedido de desafuero en el Senado. La abogada también apeló la negativa al pedido de excarcelación para el ex canciller, tanto del juez Caludio Bonadio como de la Sala II de la Cámara Federal.

Si bien está en receso judicial de verano, apenas reciba el recurso la Cámara lo trasladará a la Casación, que no tiene plazo establecido para resolver sobre los procesamientos.

En primera instancia, Bonadio dispuso enviar el expediente en consulta a la fiscalía, a cargo de Eduardo Taiano, y a las defensas y querellas, para enviar el caso a juicio oral y público.

En función de ello, los plazos para que las partes hagan sus requerimientos a favor o en contra de que la causa pase a juicio empiezan a correr a partir delmañana, fecha a partir de la cual se habilitó el trámite durante la feria. Poco antes del receso, la Cámara Federal ratificó los procesamientos con prisión preventiva de la expresidenta, de Timerman, del ex secretario de Legal y Técnica de la Presidencia Carlos Zannini, del dirigente Luis DïElía, del ex líder de Quebracho Fernando Esteche, y del representante de la comunidad islámica en el país Jorge Khalil.

En tanto, ratificó los procesamientos sin prisión preventiva del ex titular de la AFI Oscar Parrilli y del diputado Andrés Larroque, por los delitos de "estorbo de un acto funcional, abuso de autoridad y encubrimiento agravado. Para justificar la decisión, explicaron que "la gravedad de los cargos que pesan contra los imputados es indudable" y que "las evidencias demuestran, por todos lados, que se usó cualquier medio al alcance para evitar dejar rastros del delito".