La coincidencia principal no es el apellido que lo emparenta con el director del diario La Nueva Provincia, Vicente Massot, acusado de cometer crímenes de lesa humanidad; sino las ideas que comparten. El jefe del bloque de diputados de PRO, Nicolás Massot, abogó por un proceso de reconciliación entre las víctimas de la última dictadura cívico-militar y los genocidas, en un intento de asemejar lo que sucedió en nuestro país en los años 70 con lo que se vivió en Sudáfrica durante el apartheid; sin embargo rápidamente fue rebatido por dirigentes políticos de la oposición y desde distintas organizaciones de derechos humanos.

Un mes después de haber acusado a los hijos de desaparecidos y legisladores del Frente para la Victoria Juan Cabandié y Horacio Pietragalla de hacer "una utilización política de su historia", Massot sostuvo en una entrevista en el diario Clarín que "el desafío es superar ese capítulo con mayúscula, que implica no sólo memoria, justicia y verdad. Es también perdón", en alusión al terrorismo de Estado. Y concluyó: "Creo que con los años 70 hay que hacer como en Sudáfrica y llamar a la reconciliación".

Una de las primeras en contestar al legislador macrista fue la diputada del Frente Renovador Cecilia Moreau: "La idea de Massot de plantear una reconciliación con lo sucedido en los 70 es un intento más de este Gobierno de mandar al olvido lo que nos pasó como sociedad". Y añadió: "Lo que plantea es que nos olvidemos que muchos de los nombres que hoy están en el Gobierno se repiten si miramos los actores de aquella época".

"Los juicios a quienes cometieron delitos de lesa humanidad es el camino que nos permitirá construir una sociedad basada en la Verdad y la Justicia", dijo el presidente de la bancada del Frente para la Victoria, Agustín Rossi, a través de su cuenta de twitter. En esa misma línea, su compañero de bloque Eduardo "Wado" De Pedro manifestó: "La reconciliación tiene que ser entre los argentinos de buena fe. Los responsables de un genocidio tienen que estar en la cárcel".

Desde la cuenta de twitter de H.I.J.O.S. Capital no tardaron en responderle al sobrino del director de La Nueva Provincia: "Si piden reconciliación es porque asumen que son culpables. Como funcionario público, el joven Massot debería exigir que su tío y otros rompan los pactos de silencio y digan dónde están los cuerpos de los desaparecidos y quiénes tienen a los nietos/as apropiados".