El riesgo país trepó a 868 puntos a la par de que la gobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal, descartó por completo ante empresarios cualquier posibilidad de presentarse como candidata a presidenta por la alianza Cambiemos y el mandatario Mauricio Macri se reunió con los gobernadores de la coalición oficialista para evaluar nuevas medidas que ayuden a aliviar los efectos de la crisis económica. Sin embargo, desde el Poder Ejecutivo nacional vincularon ese indicador negativo -que ayer se ubicó en los 963 puntos- a una eventual vuelta de la ex presidenta Cristina Fernández al gobierno, aún cuando hasta el momento el único postulante confirmado para disputar la presidencia en los comicios próximos es el actual jefe de Estado.

Los asistentes al almuerzo del Consejo Interamericano de Comercio y Producción (Cicyp) en el hotel Alvear el martes último no ocultaron su preferencia por Vidal y su desencanto por Macri. El día anterior, algo similar dejó como saldo el encuentro entre el presidente y los representantes de las compañías alimenticias para discutir sobre el programa “Precios Esenciales” y Ley de Lealtad Comercial, que fueron anunciados la semana pasada desde la administración central. En la Casa Rosada admitieron que hay algún enojo en el sector empresario con el Gobierno nacional por las últimas medidas adoptadas, pero negaron que eso redunde en una falta de apoyo a la candidatura del líder de PRO. “Los empresarios saben que el jefe político de este espacio es Mauricio, pero además no sólo a María Eugenia no le interesa postularse a la presidencia, sino que además, a estas alturas, no cambiaría ningún resultado”, afirmaron desde un despacho oficial.

“Macri compite con sí mismo; otra cosa será cuando Cristina tenga que subirse al ring”

“La suba del riesgo país responde a las mediciones de algunas encuestas, que muestran que Cristina Kirchner tiene chances de ganar, no a si el candidato de Cambiemos es Macri o Vidal”, señalaron a BAE Negocios fuentes gubernamentales. En diálogo con la radio LT29 AM 1460.0, de Venado Tuerto, el mandatario brindó su propia explicación de las razones por las que se disparó el riesgo país: “El mundo duda que por ahí los argentinos queremos volver a atrás y eso le da mucho miedo al mundo”. Y agregó: “La duda es infundada porque no vamos a volver atrás, los argentinos entendimos que la magia no existe, que el mesianismo nos lleva a destruir la sociedad, a comportamientos patoteriles que no nos sirven, no suman”.

Casi en simultáneo, ese mismo discurso fue repetido por varios ministros del Gabinete nacional en diferentes radios con el objetivo de encolumnarse detrás de la línea que trazó Macri y evitar así dar cualquier señal de preocupación por el escenario actual.

Los asesores políticos del presidente están seguros que los números no serán tan favorables para la ex mandataria cuando oficialice su candidatura y tenga que comenzar a hablar en medio de la campaña electoral. Creen que es sólo una cuestión de tiempo. “Por ahora, Macri compite con sí mismo. Otra cosa será cuando Cristina y Lavagna tengan que subirse al ring”, apuntó un funcionario nacional.

En el Ejecutivo nacional también adujeron que más allá del “factor CFK” la suba del riesgo país se debe a un “contexto externo desfavorable”, algo parecido a lo que dijeron el año pasado para dar cuenta de la crisis cambiaria.

Ver más productos

Francisco inédito: el silencioso camino de fe que lo llevó hasta el Vaticano

Francisco inédito: el silencioso camino de fe que lo llevó hasta el Vaticano

#ElChacal, el personaje que te informa.

Cómo surgió #ElChacal, el personaje que te informa y divierte

En cronishop.com.ar podés encontrar algunos de los mejores vinos y espumantes del mercado.

¿Cómo atraer a los Millennials al mundo del vino?

Ver más productos