El proyecto para atenuar los aumentos en las tarifas de los servicios públicos que logró aprobar ayer la oposición unida en la Cámara de Diputados con 133 votos a favor y 94 en contra, todavía no ingresó formalmente a la Cámara alta. Sin embargo, ya se acordó en la Cámara revisora debata la iniciativa en un plenario de las comisiones de Presupuesto, Derechos y Garantías, y Energía. Las dos primeras están en manos del oficialismo y la restante es presidida por el neuquino Guillermo Pereyra (MPN):

Ayer, varios senadores, que siguieron de cerca la sesión caliente en Diputados, se tomaron su tiempo para leer el proyecto que obtuvo media sanción gracias a la unificación de las distintos universos peronistas que conviven en el ámbito parlamentario y, pese a que creen que la presión de la Casa Rosada será más fuerte en el Senado, estiman que se podría replicar en esa Cámara las escena del miércoles donde el frente opositor ganó la pulseada.

"La presión a los gobernadores no surtió efecto en la Cámara de Diputados, varios gobernadores hicieron el doble juego, salieron con el discurso de que es el Ejecutivo el que debe regular sobre tarifas, pero terminaron sentando a sus diputados y eso se puede repetir en el Senado", evaluaron ayer fuentes peronistas de la Cámara alta.

"Todavía falta mucho, habrá esperar a ver cómo se posiciona en el debate de comisiones cada senador, pero creemos que se aprobará, a lo mejor con un resultado apretado, pero se va a aprobar", evalúan en algunos despachos del PJ.

"Esto ya esta cocinado, que pase lo mas rapido posible, el PJ se va a abroquelar al igual que en diputados", confesó a BAE Negocios un senador radical.

En el Senado, donde el PJ también está dividido, estiman que habrá unidad en este tema. Es que muchos entienden que "es hora de que el Gobierno pague el costo político por la situación económica", por lo que dejarán que el Presidente vete la ley, como ya prometió.

"Nosotros ya hemos dado la cara por la Reforma Jubilatoria y la pasamos mal, pero además, el enojo de la gente es muy palpable en las provincias, no solo por el aumento de tarifas, sino por la situación económica en general", reflexionan algunos peronistas cercanos al jefe de la balacada que conduce Miguel Pichetto, espacio que mantuvo una postura dialoguista con el Gobierno desde que Macri llegó al poder.

En ese sector la presión sobre algunos senadores ya se hizo visible. Ayer, durante la reunión de la Comisión Bicameral de Seguimiento y Control de la Deuda, que maneja el formoseño José Mayans, el oficialismo no se presentó y dejó sin quórum la reunión, pero además, hubo dos ausencias que llamaron la atención, la del cordobés Carlos Caserio y la del sanjuanino José Uñac. "Fue en el mismo momento en el que Macri estaba reunido en Casa Rosada con Juan Schiaretti y Sergui Uñac, de allí vino la orden para que no se hicieran presentes en la reunión", manifestó un peronista que estuvo presente en la comisión.

De todos modos, los peronistas aseguran que a fin de mes "habrá ley contra el tarifazo que, a esta altura, es lo que menos importa, la situación económica es demasiado critica".

Ver más productos

Aprender a criar a nuestros hijos

Aprender a criar a nuestros hijos

Opciones para los chicos en vacaciones

Opciones para los chicos en vacaciones

Astrología para este 2021

Astrología para este 2021

A 50 años del secuestro de Aramburu

A 50 años del secuestro de Aramburu

Tendencias que te cambian la vida

Tendencias que te cambian la vida

La victoria de River Plate

La victoria de River Plate

Una historia secreta sobre Boca Juniors

Una historia secreta sobre Boca Juniors

La herencia del amor a un club

La herencia del amor a un club

Los libros más buscados en 2020

Los libros más buscados en 2020

Las tendencias que profundizó el COVID

Las tendencias que profundizó el COVID

Ver más productos