El Servicio Penitenciario Federal (SPF) afirmó que la nómina de detenidos que están en condiciones de ser liberados es "meramente informativa" y recordó que la Justicia es quien determina y otorga los beneficios a los presos.

Luego de las críticas al Gobierno por el informe que detalló los nombres de quiénes estarían en condiciones de dejar la cárcel, y que incluyó a represores, el SPF subrayó que "en ningún caso otorga libertades de tipo alguno".

El organismo detalló en un comunicado que en 2016 "se efectúo un diagnóstico situacional completo" de los detenidos que "podrían ser evaluados para el acceder a los distintos institutos previstos por ley y reconocidos por los organismos internacionales".

"Esta imagen objetiva y universal es meramente informativa, pues el Poder Judicial debe considerar cada caso concreto de manera individual, y la administración penitenciaria, a través de un equipo multidisciplinario, debe también de manera individual efectuar un análisis y evaluación -tanto clínica como actuarial- que de manera no vinculante se remite a la autoridad judicial para su oportuna resolución, explicó el SPF.

En la lista de potenciales liberados se encuentran condenados por delitos graves y también represores, como Jorge "Tigre" Acosta, Julio "Turco Julián" Simón, Carlos Capdevilla, Antonio Pernías y Adolfo Donda, además del integrante del "Clan Puccio" Guillermo Fernández Laborda y otros condenados por narcotráfico, homicidios, violaciones y abusos.

La difusión del listado generó una fuerte reacción de los organismos de Derechos Humanos, que denunciaron la intención por parte del Gobierno de beneficiar a los represores que penan sus condenas en prisión y tienen más de 70 años de edad.