La búsqueda internacional del submarino ARA San Juan atraviesa "horas críticas" al cumplirse ayer 13 días desde el último contacto que tuvo con la Base Naval Mar del Plata.

Así lo confirmó el vocero de la Armada, Enrique Balbi, quien además señaló que la fuerza iniciará las "actuaciones administrativas correspondientes" para investigar cómo fue que se filtró el último mensaje emitido desde el submarino en el que se menciona un principio de avería con entrada de agua por el snorkel.

"Son horas de mucha incertidumbre. La Armada no genera incertidumbre, pero la situación es incierta y hay un montón de ecos falsos", sostuvo Balbi en la conferencia de prensa realizada en el Edificio Libertad.

Además indicó que la llegada del buque Sophie Siem con el minisubmarino de rescate de los Estados Unidos se retrasó a causa de condiciones climáticas. "La meteorología no es tan buena. Hay vientos regulares y olas de entre dos o tres metros", expresó Balbi, que estimó la llegada del buque entre la noche de ayer y la mañana de hoy.

La búsqueda del navío continúa con ocho buques que mapean el área de operaciones, que tiene una superficie circular de casi 4.000 kilómetros cuadrados.

En tanto, confirmó que el próximo 5 de diciembre llegará el buque ruso multipropósito Yantar con un minisubmarino que puede rastrear hasta cinco mil metros de profundidad.

Balbi ratificó nuevamente que el final de la ayuda internacional que recibe la Argentina para buscar al ARA San Juan por el momento no tiene fecha fijada.

"No hay fecha de finalización prevista de la ayuda internacional", garantizó el militar. En el operativo, resaltó, están comprometidos 23 buques de superficie, y doce aeronaves.