Mientras ayer los docentes bonaerenses reiteraron su pedido para que se convoque de manera "urgente" a una nueva reunión paritaria, desde el Gobierno de la provincia de Buenos Aires ratificaron que no modificarán la propuesta de suba del 15% en tres cuotas.

"Los docentes debatimos en asambleas por escuelas para definir las acciones a seguir frente a la grave situación de la Educación, por la falta de responsabilidad del Gobierno provincial, señalaron desde el gremio Suteba, en el marco de las asambleas que se realizaron en las escuelas de ese distrito.

Además, en el sindicato sostuvieron que "el mandato definido por mayoría en cada escuela llegará a la reunión de delegados de distrito, para luego ser elevado al plenario de Secretarios Generales del Suteba", en lo que sería el preanuncio de un nuevo paro. Y reclamaron al Poder Ejecutivo nacional que "cumpla la ley y respete la paritaria nacional, convocando a los sindicatos".

Según los maestros nucleados en la Federación de Educadores Bonaerenses (FEB), en las asambleas también "se abordan temas como la falta de una propuesta salarial, el cierre de cursos y establecimientos educativos rurales y de islas, bachilleratos de adultos, los ceses de docentes, los problemas generados por la nueva aplicación móvil para acceder a licencias médicas".

La titular de la FEB, Mirta Petrocini, recordó que "hubo tres reuniones paritarias y en las tres se nos presentó la misma propuesta" y agregó que "es inaceptable un 15% de incremento en 3 cuotas, porque es una cifra que incluso se desestima oficialmente. No hay una sola proyección inflacionaria que no hable de un número superior".

El incremento salarial del 15% es a pagar en tres tramos iguales de 5% que correspondería a los meses de enero, mayo y septiembre.

Altas fuentes de los ministerios de Hacienda y de Educación aseguraron a BAE Negocios que si bien "trabajan para llegar a un consenso", el ofrecimiento de suba salarial para los docentes "continúa siendo el mismo, 15%, ni un punto más". Y desmintieron el cierre de bachilleratos de adultos, a la vez que explicaron que algunas escuelas rurales "se cerraron por falta de alumnos" y acusaron a los maestros de "estar detrás de mantener sus cargos y nada más".

Desde el gobierno que conduce María Eugenia Vidal además manifestaron que se tomarán "el tiempo necesario" para llegar a un acuerdo con los docentes y pusieron de ejemplo el año anterior, en el que las negociaciones duraron 4 meses, hubo 17 días de paro y los maestros al final lograron un aumento del 24%, 6 puntos por arriba de lo que inicialmente ofrecían desde la administración bonaerense.