El expresidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva anunció este sábado ante miles de simpatizantes que está decidido a entregarse para cumplir una condena a 12 años de cárcel, al final de una misa en Sao Bernardo do Campo (Estado de Sao Paulo) en la que reafirmó su inocencia. 

"Voy a cumplir la orden de cárcel (...) y cada uno de ustedes se trasformará en un Lula”, afirmó el líder de la izquierda, que se proclamó inocente y acusó al juez Sergio Moro, que lo condenó por corrupción, de “mentir”. 

Al final de su emotiva alocución, Lula fue llevado en andas por la multitud. 
Cuando se entregue a la policía, debería ser trasladado a Curitiba (sur), donde le espera una celda de 15 metros cuadrados. 

Una misa convertida en acto político respaldando al ex presidente se inició pasadas las 11 en las afueras de San Pablo a cargo del obispo emérito de la ciudad de Blumenau, Angélico Bernardino, quien convocó a la "resistencia pero en la lucha pacífica y dándonos las manos contra el arbitrio".

Según trascendió esta mañana, durante un video que el Partido de los Trabajadores (PT) pretende divulgar cuando su máximo líder quede preso, el propio Lula afirmó que "no" tiene "miedo a ir preso".

Las versiones indican que el ex ministro de Justicia José Eduardo Cardozo comanda las negociaciones para que Lula se entregue después de la misa en homenaje a la ex primera dama Marisa Leticia Rocco, quien hoy cumpliría 68 años.

Lula pasó la segunda noche en el Sindictao de Metalúrgicos de Sao Bernardo do Campo, Gran San Pablo y después de 48 hora salió a la calle para participar del acto, subido a un escenario, luego de que ayer a las 17 venciera el plazo que le había otorgado el juez Sérgio Moro para entregarse a la policía.

"Nuestro hermano Lula, un hombre que surgió de las entrañas del pueblo y logró ser presidente, reelegirse y nombrar a su sucesora, reelecta también", dijo el obispo.

Al lado de Lula se encontraban la ex presidenta Dilma Rousseff, el ex canciller Celso Amorim y el acto fue abierto por el ex secretario general de la presidencia, Gilberto Carvalho, el principal nexo con los movimientos de base de la Iglesia Católica con el Partido de los Trabajadores, con llegada al papa Francisco.

Lula tiene una historia vinculada a los movimientos católicos de base, al punto que en 1980, cuando fue detenido por 31 días por la dictadura militar, se celebraron misas en las fábricas para pedir su liberación.

Miles de personas gritaban "Lula Libre", "Lula no se entrega" y "Resistencia" en una misa que contó con cantos populares como "María María" y "O que é, o que è", un clásico samba de Gonzaguinha que hizo famoso Maria Bethania, la hermana de Caetano Veloso.

Ver más productos

Cómo vivir mejor a pesar del aislamiento

Cómo vivir mejor a pesar del aislamiento

Ponete la camiseta y reviví la final que hizo historia

Ponete la camiseta y reviví la final que hizo historia

Alberto Fernández: lo que nadie te contó

Alberto Fernández: lo que nadie te contó

"Alberto es un tipo temperamental"

"Alberto es un tipo temperamental"

Tendencias para el fin de semana

Tendencias para el fin de semana

Sexo ATR: vivir el placer en tiempos de cuarentena

Sexo ATR: vivir el placer en tiempos de cuarentena

Ponete la camiseta y reviví lo mejor del fútbol

Ponete la camiseta y reviví lo mejor del fútbol

La pasión no tiene cuarentena

La pasión no tiene cuarentena

Evita: secretos y verdades

Evita: secretos y verdades

¡Para los más chicos en casa!

¡Para los más chicos en casa!

Ver más productos