El Reino Unido adquirió un escudo antimisilies para las Islas Malvinas por más de 100 millones de dólares, con el objetivo de fortalecer su defensa en el Atlántico Sur. Así lo publicó el diario británico Daily Mail, que también señaló que la compra sería una respuesta a la adquisición por parte de Argentina de cinco aviones de combate Super Etendard a Francia.

La noticia sobre el refuerzo de las defensas de las Islas Malvinas se conoció en momentos en que Gran Bretaña colabora con Argentina en la búsqueda del submarino ARA San Juan, que está desaparecido desde el pasado miércoles con 44 tripulantes a bordo.

Se trata de un sistema Sky Saber, que puede interceptar cohetes de corto alcance y proyectiles de artillería. A través de la utilización del programa de defensa aérea móvil Iron Dome de Israel, detecta el misil enemigo y lanza otro para hacerlo volar antes de que llegue a destino.

El mes pasado, el gobierno de Mauricio Macri envió una nueva protesta formal ante la embajada del Reino Unido por la realización de ejercicios militares, que incluyeron el lanzamiento de misiles “Rapier”.