Los equipos técnicos de las alianzas políticas que competirán en las próximas elecciones nacionales analizan la posibilidad de que los candidatos presidenciales puedan hacerse preguntas entre sí durante los debates de los que participarán antes de los comicios del 27 de octubre.

Los representantes de los seis aspirantes a la Casa Rosada trataron este tema en la última reunión que mantuvieron en la sede de la Cámara Nacional Electoral, en el marco de los preparativos para estos encuentros televisados. De acuerdo con lo que precisaron a NA varios voceros de los candidatos, hay un cierto consenso con respecto a la idea de que pueda haber cruces entre los dirigentes, como ocurrió en los debates del 2015.

Según el esquema que se está analizando, en el evento habrá una serie de temas generales que deberán abordar Mauricio Macri ( Juntos por el Cambio), Alberto Fernández ( Frente de Todos), Roberto Lavagna ( Consenso Federal), Nicolás Del Caño (Frente de Izquierda Unidad), José Luis Espert (Unite) y Juan José Gómez Centurión (NOS).

Cada uno de ellos tendrá un máximo de dos minutos para responder las preguntas previamente armadas, que serán leídas por los moderadores.

Posteriormente, los candidatos tendrán 30 segundos para hablar sobre cualquier asunto que consideren relevante: este espacio es el que está siendo analizado. Varios de los representantes ante la CNE plantearon que ese tiempo libre podría ser utilizado para que los dirigentes le hagan consultas o contesten las que le hicieron sus adversarios políticos.

De esta manera, parte de la oposición cree que se va a evitar la polarización y la posibilidad de que los aspirantes a Presidentes "hablen solo de lo que ellos quieran".

Además, queda pendiente decidir si los candidatos podrán elegir a quién le hacen las preguntas o si los cruces van a ser por sorteo.

En este sentido, el Frente de Izquierda Unidad sostuvo que este punto debería decidirse por azar, "con el fin de que todos" los participantes "pregunten y sean preguntados", lo que quedó a consideración del resto de los espacios políticos.

Los debates se concretarán los dos domingos previos a las elecciones nacional. El primero, el domingo 13 de octubre, se realizará en la Universidad Nacional del Litoral, en la ciudad de Santa Fe, mientras que el el 20 de ese mes los candidatos se volverán a ver las caras en la facultad de Derecho de la Universidad de Buenos Aires, en esta ciudad. La obligarotoriedad de la cita quedó fijada por ley en 2016. En caso de balotaje, se realizaría otro mano a mano entre los contendientes.

Con la ayuda de un consejo asesor, la CNE propuso -en el encuentro de la semana pasada- que cada debate tenga una duración de 2.15 horas, esté dividido en dos bloques, se traten 4 temas cada día y esté moderado -cada uno de ellos- por una pareja conformada por un hombre y una mujer periodistas.

Entre los temas propuestos figuran desarrollo económico, relaciones internacionales, seguridad, educación, salud y perspectiva de género, entre otros; que no se repetirán en los debates.

Según informaron desde la CNE, a fines de setiembre ya debe estar acordado el reglamento del debate.

Ver más productos

Ambrosio fue quien introdujo en Occidente el canto alternado de los salmos.

La Iglesia recuerda hoy a San Ambrosio de Milán

El llamativo faltazo de un hombre clave de Macri en su despedida

El llamativo faltazo de un hombre clave de Macri en su despedida

La devoción del Papa por la Virgen.

La devoción del Papa por la Virgen

Ver más productos