En un clima de creciente tensión social, el jefe de Gabinete, Marcos Peña, se presentó por segunda vez en el año ante el plenario de la Cámara de Diputados donde brindó un nuevo informe de gestión. El funcionario debió enfrentar a los distintos bloques opositores que buscaron incomodarlo por la delicada situación económica.

El ministro coordinador, que esta vez evitó confrontar con el kirchnerismo, se preocupó por defender la decisión del gobierno de buscar financiamiento en el FMI. "Teníamos un desafío particular en materia de ese sendero estrecho, sendero de confianza que necesitábamos y necesitamos como país para que ese camino gradual pueda ser financiado por aquellos que nos prestan dinero", expresó.

Para Peña, el financiamiento apunta a "evitar un ajuste más veloz, de un día para el otro, que tendría muy negativas consecuencias". Luego, sostuvo que este contexto "nos exige un mayor esfuerzo en términos de capacidad de construir los acuerdos necesarios para lograr una mayor velocidad en nuestro camino hacia el equilibrio fiscal".

"Argentina está por el camino correcto del desarrollo, de poder superar trabas y dilemas que llevamos décadas sin poder resolver", sostuvo Peña ante los legisladores, siempre en tono moderado. "Estamos convencidos de que esta herramienta es distinta de las anteriores, que la historia no se repite, y que esto va a ayudar a que la Argentina siga creciendo; porque está creciendo, mal que les pese a algunos", agregó en tono irónico.

Desde el Frente para la Victoria, exigieron que un eventual acuerdo con el FMI pase por el Congreso. El presidente de la bancada, Agustín Rossi, fue el más duro. "Nos pusieron en una crisis económica que ninguno hubiese imaginado, por sus propias palabras y las del presidente; nos llevaron a un nivel de crisis que hacía doce años que no sucedía, y hoy tenemos un problema de confianza", disparó el santafesino. El bloque kirchnerista en pleno recibió al funcionario con carteles que rezaban "Macri miente", reversionando su histórico eslogan contra el Grupo Clarín.

En relación al esfuerzo compartido que el Gobierno reclama para "acelerar" los tiempos hacia el equilibrio fiscal, el funcionario apuntó contra las provincias al señalar que la Nación "hace más de lo que debería".

"El federalismo en muchos temas está más declamado que concretado. Entiendo que tenemos un Estado nacional que hace más que lo que debería, particularmente en la dinámica provincial y municipal, fruto de decisiones políticas que a nuestro entender no fortalecieron el federalismo sino que fortalecieron la concentración de poder aquí en Buenos Aires", sostuvo Peña.

Desde el interbloque Argentina Federal, que conduce el salteño Pablo Kosiner, cuestionaron el freno a la obra pública, anunciado días atrás con la intención de reducir el déficit fiscal, tal vez el único punto que concedió el funcionario. "Lo que ha planteado el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, es que hay una parte del Presupuesto que no se va a ejecutar este año pero que todas las obras que están en marcha se continuarán", resaltó. Y agregó que "aún con los recortes previstos, seguimos en los niveles de récord de inversión" en esa materia.

Ver más productos

Lo que querés saber sobreNéstor Kirchner

Lo que querés saber sobreNéstor Kirchner

ATR: el boom del placer

ATR: el boom del placer

Atención emprendedores: cómo vender más a pesar de la crisis

Atención emprendedores: cómo vender más a pesar de la crisis

Para aprender con los chicos

Para aprender con los chicos

¡Más crianza menos terapia!

¡Más crianza menos terapia!

Descubrí tu destino con Mia Astral

Descubrí tu destino con Mia Astral

Un Atlas para fanáticos del fútbol

Un Atlas para fanáticos del fútbol

¡Actualizate con estas tendencias!

¡Actualizate con estas tendencias!

Todo sobre el Flaco Spinetta

Todo sobre el Flaco Spinetta

Una pasión de padres a hijos

Una pasión de padres a hijos

Ver más productos