El Foro Económico Mundial (FEM) en su reciente Informe Global de la Brecha de Género, reveló que, en promedio, aún existe una desigualdad promedio del 32% en lo que respecta a la disparidad de género en todo el mundo.

En el estudio se analizan las diferencias relativas entre hombres y mujeres en distintas áreas como ser salud, educación, economía y política en 149 países, señaló un artículo de Newsweek México. Los datos mostraron que, a escala global, las mujeres tenían una paridad de apenas 68% con respecto a los varones, si bien esa diferencia se redujo ligeramente desde 2017 en adelante. Alrededor de 89 de los 144 países estudiados los últimos dos años registraron mejoras en cuanto a la igualdad.

A pesar de tener el Producto Bruto Interno ( PBI) más alto del mundo, Estados Unidos ocupa un lugar muy bajo en la clasificación, ya que descendió dos lugares hasta ocupar el número 51, justo por debajo de México y Mozambique. Si bien EE.UU. tuvo un mejor desempeño que el promedio en la clasificación de la participación económica, su performance fue significativamente baja en los índices de empoderamiento político, situándose en el lugar número 98, justo por debajo de Pakistán.

El informe se publica anualmente desde el 2006, y en ese momento Estados Unidos ocupaba el lugar número 23 en la clasificación general. Desde entonces, ha logrado disminuir la brecha en menos de cinco por ciento, al tiempo que ha sido superado por distintas naciones.

Sin embargo, vale destacar que tiene la mayor proporción de profesionales de sexo femenino con habilidades en inteligencia artificial en relación con los hombres de cualquier otra nación.

En el informe se analiza únicamente la disparidad entre hombres y mujeres en el mismo país, lo que significa que las naciones más pobres que, a pesar de ello, distribuyen sus recursos en forma más equitativa entre hombres y mujeres, ocupan un lugar más alto que los países más ricos pero con una mayor desigualdad. Ruanda, por ejemplo, ocupa el sexto lugar global, a pesar de que su PBI es mucho menor que el de los países nórdicos que ocupan, junto con ella, los primeros lugares de la clasificación.

En el prefacio del informe, Klaus Schwab, fundador y presidente ejecutivo del FEM, señala que la igualdad de género es muy importante para prepararnos para el futuro. Con el surgimiento de las nuevas tecnologías, escribe, “las sociedades no pueden darse el lujo de dejar de aprovechar las habilidades, ideas y perspectivas de la mitad de la humanidad para cumplir con la promesa de un futuro más próspero y centrado en la humanidad que la innovación y la tecnología bien gobernadas pueden producir”.

Precisamente la necesidad de avanzar en reformas educativas para adaptar las capacidades de las personas para los requerimientos crecientes del mercado, es uno de los temas sobre los que girarán este año los debates en el Foro Económico Mundial que se inicia mañana.

Ver más productos

San Félix de Valois, en el recuerdo de la iglesia católica.

La iglesia recuerda hoy a San Félix de Valois

Macri planea resolver la transición por decreto

Macri planea resolver la transición por decreto

El Vaticano contra “la manipulación de la religión”

El Vaticano contra “la manipulación de la religión”

Ver más productos