El Gobierno dio otro paso más en dirección al achique en el Estado. Ayer oficializó el plan de retiros voluntarios para los empleados estatales. La medida forma parte de una decisión de ajustar tanto en los cargos políticos como en los empleados del Estado.

Fuentes oficiales aseguraron que la resolución publicada ayer en el Boletín Oficial involucra a 80.000 trabajadores que están en opción de jubilarse. Actualmente el Estado cuenta con 208 mil empleados públicos. Con esta resolución, esperan que cerca de 10.000 empleados opten por el retiro voluntario. Este ajuste de la planta involucra también a organismos descentralizados como el PAMI, INTI, Senasa, INTA, Arsat, Enacom, Afip, que ya vienen sufriendo despidos.

Después de la baja de hasta 40% de los cargos políticos, la Casa Rosada sigue con el plan de ajuste interno planificado por la Jefatura de Gabinete, bajo el ala de Marcos Peña, y coordinado por el ministerio de Modernización que conduce Andrés Ibarra. Uno de los primeros pasos fue la renuncia de los familiares de los miembros del gabinete, y la reducción siguió en la estructura de los ministerios. El ajuste en el Estado viene gestándose desde el año pasado en los despachos los principales asesores de Mauricio Macri. También tuvo el visto bueno del secretario de Coordinación Interministerial, Mario Quintana, uno de los habitué de la mesa chica que encabeza el Presidente. La reestructuración planificada por Cambiemos no incluyó por ahora la eliminación de ministerios, pero sí estuvo orientada en tratar de recortar lo más posible las estructuras del organigrama.

Desde enero pasado ya estaba previsto avanzar en las jubilaciones anticipadas mediante la publicación de un decreto. Ayer finalmente se conoció el alcance de los retiros voluntarios para los empleados de la planta permanente del Estado que involucra a tres categorías. La primera opción es para los que tengan 65 años de edad sin necesidad de años de servicio para jubilarse con derecho de 24 cuotas no remunerativas mensuales, iguales y consecutivas. También podrán retirarse aquellas personas de entre 60 para las mujeres y 65 años de edad para los hombres con 36 cuotas mensuales. Y la última opción será para aquellos con hasta 60 años de edad y dos años de prestación en el Estado con derecho al pago de entre 6 y 24 cuotas mensuales del 70% por la remuneración.

El decreto 263/2018 que lleva la firma de Macri, Peña, Ibarra y Dujovne aclara que quedan excluidos el personal de las fuerzas de seguridad, las fuerzas Armadas; la Agencia Federal de Inteligencia. Tampoco docentes, profesionales de la salud, del servicio exterior o científico técnico.

Los que adhieran al retiro voluntario seguirán gozando de la cobertura médica de la asistencia de la obra social durante el plazo de pago de las cuotas. Una de las limitaciones del decreto detalla que aquellos que se jubilen anticipadamente no podrán ser reincorporadas bajo ninguna modalidad por el término de 5 años desde la baja.

Ver más productos

Ambrosio fue quien introdujo en Occidente el canto alternado de los salmos.

La Iglesia recuerda hoy a San Ambrosio de Milán

El llamativo faltazo de un hombre clave de Macri en su despedida

El llamativo faltazo de un hombre clave de Macri en su despedida

La devoción del Papa por la Virgen.

La devoción del Papa por la Virgen

Ver más productos