El Gobierno de Salta y los gremios que enrolan a empleados públicos acordaron un aumento salarial del orden del 15% para 2018, a pagarse en cuatro tramos a partir del sueldo de febrero, y sin cláusula gatillo.

Suscribieron representantes de la Asociación Docente Provincial; ATE; Profesionales de la Salud, Sanidad, de UPES y UPCN entre otros.

El incremento del 15% se percibirá en cuatro tramos, el primero de ellos retroactivo a febrero y los siguientes con los sueldos de mayo, julio y septiembre. El primero de los aumentos será del 5% y retroactivo a febrero, con el sueldo de mayo se percibirá un acumulado del 7,5%.