Gendarmería impidió esta tarde que manifestantes, que marcharon en la porteña avenida 9 de Julio contra las reformas, se acerquen al Congreso Nacional. Durante el operativo, hirieron de bala al diputado del Peronismo para la Victoria Leonardo Grosso. El funcionario recibió el impacto en su torso.

De todas maneras, el Gobierno descuenta que mañana se aprueba la reforma previsional: "Vamos a conseguir los votos", dijo Marcos Peña. El jefe de Gabinete consideró que "no hay costo político cuando trabajamos para que la gente este bien". Cambiemos consiguió llevar al recinto mañana el dictamen aprobado ayer en comisión. 

La CGT, en tanto, convocó a un paro el viernes en contra de la reforma previsional. Ocurrió luego de un llamado de urgencia de los integrantes del Consejo Directivo, que terminó en la declaración del estado de alerta permanente. La central marchará al Congreso mañana y a partir de las 00 del viernes se inicia la retención de tareas.

La multitudinaria marcha que distintos movimientos sociales protagonizaron en el centro porteño obligó a cortar el tránsito vehicular sobre la avenida 9 de Julio entre Córdoba y San Juan, incluidas las estaciones de Metrobús entre México y San Juan, informaron desde la Secretaría de Transporte.


La marcha estaba convocada para las 16, de modo de llegar a las 18 a 9 de Julio y Av. de Mayo para el acto central, pero las agrupaciones comenzaron a avanzar desde las 15 complicando el tránsito en el centro.

Cuando los manifestantes llegaron al Congreso comenzaron los incidentes. Por las redes sociales, los usuarios denunciaban que Gendarmería golpea a los diputados nacionales Victoria Donda, Leonardo Grosso y Horacio Pietragalla. "Gravísimo. Nos preguntamos, qué tiene q hacer Gendarmería en plena Ciudad de Bs As", se preguntaban desde la cuenta del Centro de Profesionales por los Derechos Humanos.

A pesar de todo, el jefe de Gabinete, Marcos Peña, se mostró confiado en que el proyecto de reforma previsional se convertirá en ley mañana, tras el debate en Diputados, al dar por hecho que el oficialismo va a “conseguir los votos necesarios” para su sanción y aseguró que “no es cierto que se vayan a reducir las jubilaciones”.

“Los jubilados van a ganar más el año que viene; van a estar por encima del cinco por ciento que se estima de inflación. No es cierto que se estén reduciendo las jubilaciones, y es muy importante aclarar eso”, dijo Peña a los periodistas acreditados de Casa Rosada.

El jefe de Gabinete sostuvo que hacia el final del próximo año “van a ganar más en términos reales que este año” y que el proyecto oficialista “garantiza absolutamente los derechos adquiridos”, rechazando los cuestionamientos opositores.

“No hay costo político cuando decimos la verdad y trabajamos para que la gente esté mejor, como en este caso”, agregó.

 

.