Las denuncias contra el ministro de Finanzas, Luis Caputo, por los Paradise Papers y por la colocación de deuda a 100 años se investigarán juntas, informaron fuentes judiciales.

Las causas confluirán en el juzgado a cargo del juez federal Julián Ercolini luego de que su colega Ariel Lijo decidiera deshacerse del expediente en el que se investiga la emisión del bono a 100 años.

Lijo sostuvo que las causas deben tramitarse en el juzgado de Ercolini porque allí está la denuncia contra Caputo por no haber declarado su participación en el fondo de inversión Noctua, radicado en un paraíso fiscal y descubierto por la investigación periodística internacional conocida como Paradise Papers.

Ambas denuncias contra Caputo -formuladas por el diputado kirchnerista Rodolfo Tailhade- se cruzaron cuando se conoció que Noctua había comprado bonos de deuda argentina a 100 años por 5 millones de dólares.

Además de enviarle el expediente a Ercolini, Lijo adelantó en su resolución que "las pruebas reunidas en el proceso no permitieron individualizar alguna irregularidad formal en lo que respecta al dictado del decreto (...) y a la posterior de deuda a cien años de plazo y bajo la tasa anual del 7,25 por ciento".

El fiscal que intervendrá en el caso será Carlos Rívolo, a quien el juez Ercolini le había delegado la investigación sobre el ministro de Finanzas.

Semanas atrás Caputo se despegó de Noctua y sostuvo que no debía declarar su vínculo: "Nunca fui propietario ni accionista de Noctua ni de Princess sino asesor, administrador, fiduciario y/o mánager, por lo que no debía declararlas ni ante la AFIP ni ante la Oficina Anticorrupción (OA)". La semana pasada, la compañía Noctua Partners comunicó la participación directiva y accionaria de Caputo a la Comisión Nacional de Valores estadounidense.