Facebook, Alphabet (la casa matriz de Google) y Twitter fueron convocadas para comparecer el próximo 17 de enero ante los legisladores de Estados Unidos, esta vez para responder por el contenido extremista y terrorista que aparece en sus sitios.

Las preguntas serán realizadas por el Comité de Comercio del Senado que supervisa a las gigantes tecnológicas y de telecomunicaciones para "examinar los pasos que las plataformas sociales están llevando a cabo para combatir la difusión de la propaganda extremista a través de Internet", anunció el republicano John Thune.

Esta audiencia en el Senado también prevé exponerlas a nuevas preguntas sobre el manejo de otros contenidos de odio, conspirativos o abusivos en sus plataformas, desde el racismo y las noticias falsas.

En representación de Facebook estará Monika Bickert, directora de Políticas Globales; mientras que Twitter enviará a Carlos Monje, su director de Políticas Públicas y Filantropía; por parte de Alphabet estará Juniper Downs, el jefe global de Políticas Públicas y Relaciones Gubernamentales con YouTube.